xoves, 14 de maio de 2015

Los 10 mejores lugares de España para hacer senderismo en primavera

http://www.skyscanner.es/

La primavera es para muchos la estación más bonita del año, porque tiñe los campos de flores y los mares de reflejos de sol. No esperes más. Cálzate unas botas y sal a su encuentro. Te esperan miles de senderos con licencia para encantar. Si necesitas ideas, Skyscanner te propone las 10 mejores rutas senderistas para hacer en primavera en España.

1. Parque Natural de los Alcornocales, Andalucía

Uno de los secretos mejor guardados de la provincia de Cádiz es el Parque Natural de los Alcornocales. Un hermoso rincón que en otoño se peina en busca de setas, y en primavera se recorre al olor de laureles, oréganos, tomillos y mostazas. Por sus 170.000 hectáreas corren como venas cientos de caminos que permiten disfrutar a poquitos sus paisajes. De la subida al Picacho, el sendero de Valdeinfierno o la caminata junto al Río de la Miel, te llevarás instantáneas tan azules y verdes que muy pocos adivinarán que fueron tomadas en Andalucía.
Haz clic en la fotografía y descubre los 10 rincones más insólitos de Andalucía

2. Selva de Irati y Foz de Lumbier, Navarra

La Selva de Irati es uno de los bosques de haya y abeto más grandes de Europa, pero a menudo los senderistas llegan hasta ella atraídos por las aguas del río que le da nombre. Las limpísimas aguas del Irati que se acumulan en el embalse de Irabia primero, y en el pantano de Itoiz después. Cualquier camino que discurra por este paraje puede ser en un placer para los sentidos. Pero si no te apetece subir a buscar al Irati hasta su selva, puedes salirle al encuentro más al sur, por ejemplo, a la altura de la Foz del Lumbier. Aquí, ya mezclado con los ríos Areta y Salazar, el Irati ha dado forma a un impresionante desfiladero que se recorre fácilmente. Atrévete a tocar sus aguas heladas, las tendrás al alcance de la mano. 
Haz clic en la fotografía y descubre qué ver en Pamplona. 

3. Valle del Jerte, Extremadura

Si las palabras Jerte y primavera van en la misma frase, seguramente las acompañen un par de cerezos. Y es que en pocos sitios la primavera es tan primavera como en el Valle del Jerte, donde llegado el momento los cerezos estallan cual explosión de flores. Cientos de sendas recorren esta zona, la ideal si quieres que tu caminar termine en un mar de pétalos blancos. NavaconcejoCabezuela del ValleTornavacas o el mismoJerte, pueden ser buen punto para comenzar o terminar cualquier ruta. Para sabes cómo va la floración de los árboles, visita Turismo Valle del Jerte. Ahí podrás saber el aspecto exacto que lucen sus cerezos en ese momento.
Clica en la imagen y descubre los mejores lugares del mundo para ver el cerezo en flor.

4. Menorca, Islas Baleares

¿Te atreverías a dar la vuelta a la isla de Menorca a pie? Eso es lo que propone el Camí de Cavalls, 185 kilómetros de ruta litoral en los que disfrutar de mucho más que mar. Barrancos, torrentes, faros, trincheras y bellas calas es lo que ofrece este histórico sendero de gran recorrido sito en una Reserva de la Biosfera.  
Clica en la fotografía y explora las 10 mejores playas de las Islas Baleares

5. Parque Natural del Lago de Sanabria, Castilla y León

Un sin fin de paseos discurren por las inmediaciones del Lago de Sanabria, el lago glaciar más grande de la Península Ibérica. En las aguas que salpican las más de 22.000 hectáreas de su parque, las nutrias montan sus fiestas al llegar la primavera. Quizá puedas asistir a una si te animas a recorrer el Cañón del Tera, una ruta que arranca en Ribadelago Viejo y resulta de lo más entretenido, pues cuenta con piedras, cascadillas, arroyos, cuevas y hasta una Poza de Las Ninfas. No tomes este lugar a la ligera. Su belleza impresionó al mismísimo Miguel de Unamuno, que le dedicó dos poemas en San Manuel Bueno, mártir.
Pincha en la imagen y descubre 10 rutas en coche estupendas para descubrir España

6. Sierra de Guadarrama, Madrid

La madrileña Sierra de Guadarrama es una excelente opción para disfrutar de la primavera sin alejarse mucho de la capital. Una de sus rutas más populares es la de las Cascadas del Purgatorio. Disfruta del monasterio del Paular, cruza el puente del Perdón y remonta el curso del río Aguilón hasta llegar a tu meta: la cascada del Purgatorio en cuestión. ¿Quieres saber un secreto? Normalmente se forma un salto de agua más espectacular detrás. Si llegas hasta allí no te lo pierdas.
Haz clic en la foto y descubre 11 planes perfectos para disfrutar de Madrid


7. Cabo de Finisterre, Galicia

Pocas rutas se antojan más poéticas que una que termine viendo un atardecer mientras las olas del Atlántico se estrellan contra lo que un día fuera el fin del mundo. Eso es lo que podrás hacer si comienzas a caminar enSan Guillermo y continúas hasta el cabo Fisterra, un lugar declarado Patrimonio Europeo en el año 2007. No te asustes si al llegar ves botas y ropas quemar, es tradición que muchos peregrinos se deshagan así del atuendo que les ha acompañado durante su Camino de Santiago.
Clica en la imagen y descubre los 10 pueblos con los nombres más curiosos de España

8. Comarca del Saja Nansa, Cantabria

Muchos son los senderos que marcan la comarca dominada por los ríos Saja y Nansa, pero solo uno lo custodian más de 800 secuoyas gigantes. Atrévete a recorrer el inusual Monumento Natural de las Secuoyas del Monte Cabezón, un enrome bosque que se encuentra en el Monte de Las Navas, a tiro de piedra deCabezón de la Sal. Si después de verlo te quedan ganas de andar más, continúa tu camino por los montes de Ucieda, el valle de Peñarrubia o San Sebastián de Garabandal.
PIncha en la fotografía y descubre los 10 rincones de Cantabria que no te puedes perder


9. Gran Senda de Málaga, Andalucía

Casi cualquier punto entre Málaga y las provincias con las que limita sirve para arrancar la gran Senda de Málaga. Esta ruta circular de más de 650 kilómetros enlaza los senderos de esta región con el Camino Mozárabe de Santiago y el Gran Recorrido Europeo que termina en Grecia. No te asustes, también puedes disfrutar de este ruta andaluza en pequeñas dosis, pues sus creadores la han dividido estratégicamente en 17 etapas. Consúltalas en los mapas de descarga gratuita de su página oficial.
Haz clic en la imagen y explora los mejores lugares para vivir la Semana Santa en España


10. El Pirineo de Lleida, Cataluña

A los Pirineos les sienta bien cualquier época del año, pero resulta especialmente agradable caminarlos cuando el sol los acaricia. Un paisaje espectacular azul, gris y verde será tu compañero si te atreves a hacer la ruta deCarros de Foc, un rompe-piernas de unos 55 kilómetros a una media de 2.400 metros de altura durante el que se acumula un desnivel de 9.200. Este tremendo paseo se encuentra en el Parque Nacional d’Aigüestortes i Estany de Sant Maurici. Por su dureza está pensado para hacer en un mínimo de cinco días. Si te gusta la montaña y estás en forma, ¡anímate! La hermosura de los parajes es tal que hace que el esfuerzo merezca la pena. Si no lo ves claro no pasa nada, puedes dedícate a disfrutar de las miles de rutas que discurren a lo largo de este parque y de su vecino aragonés, el Parque Nacional de Ordesa y Monte Perdido, también un paraíso para cualquier amante de la montaña.
Haz clic en la foto y atrévete a esquiar de noche en estas 5 estaciones de esquí. 
Text-to-speech function is limited to 100 characters

Ningún comentario:

Publicar un comentario